Décimo segundo mito: Cuando la mujer dice “no” realmente quiere decir “tal vez”. Solo necesitas presionarla

Esto claramente no es cierto. Cuando la mujer dice “no” hay que respetar su decisión, la mayoría de veces se ven reacciones negativas por tratar de convencer a la mujer a que cambie de opinión. La mejor estrategia es darle tiempo a la mujer para que pueda procesar el ofrecimiento y pueda cambiar de opinión por si sola, si ella no desea entablar relaciones con la otra persona es mejor dejarlo pasar.

Si la otra persona sigue presionando puede crearse un caso legal por asalto sexual, cualquier actividad sexual sin el consentimiento mutuo es considerada un crimen.