Zonas erógenas del hombre (3) – El pene, el escroto, el perineo, el ano, la próstata, las nalgas y los muslos

EL PENE

El punto más eficiente para excitar a un hombre es definitivamente el pene y la zona genital. El cuerpo del pene y la cabeza o glande es la ruta más corta para excitar a tu pareja pero no es la única. No trates de concentrarte sólo en el pene, hay otras zonas sensuales y eróticas en el cuerpo del hombre. La zona mas sensitiva del hombre es la cabeza del pene o glande, allí tiene miles de terminaciones nerviosas que le proporcionan un placer muy fuerte y el poder llegar al orgasmo. La parte mas sensitiva del glande es la parte posterior donde se une la piel entre la cabeza y el cuerpo del pene (el frenillo), puedes pasar tu lengua por ahí y darle muchas lamidas rápidas mientras agarras el pene con una mano y crearás un desconcierto por que la excitación se puede producir de una manera muy violenta.

Los penes que tienen prepucio (piel que cubre el glande) son un poco más sensitivos que los que no tienen prepucio (circuncidados).

zonas-erogenas-hombre-4Puedes usar tus manos o tu boca para excitar al hombre por el pene, lamidas, chupadas, combinaciones con las manos (una mano o dos manos), mete el pene en tu boca y mientras lo chupas dale círculos como generando la figura del numero 8 (el hombre esta echado para mas comodidad), y si eres más aventurera puedes ponerte una menta en tu boca mientras le estas chupando el pene (o haciendo un felatio), otra acción importante mientras le besas el pene es mirar al hombre a los ojos, el hombre aprecia mucho este gesto. Se darán más consejos de cómo dar un buen felatio, en la sección de sexo oral.

EL ESCROTO

El escroto es la bolsa que sujeta los testículos. Esta es una parte muy sensitiva y muy frágil del cuerpo del hombre. Si aplicas mucha presión a los testículos causarías mucho dolor y probablemente el hombre tendrá que quedarse de rodillas o doblado en el suelo para poder apaciguar el dolor naturalmente. Eso no significa que te mantengas alejados de ellos, esto solo significa que tienes que tener cuidado y ser muy delicada con ellos. Para excitar a un hombre por los testículos, pon los dos testículos en tu mano y suavemente juega con ellos, masajéalos lentamente con la palma de tu mano y con tus dedos, siente los testículos como si fuera una extensión de tu mano, (esto sólo se realiza con práctica). La estimulación del escroto ayuda a incrementar la circulación en la zona. Usa tu lengua y lame el escroto y las zonas adyacentes. Puedes meter un testículo o los dos (si puedes) dentro de tu boca y cuando lo tengas dentro de tu boca puedes hacer un ruido como el de un zumbido con tu garganta o simplemente jugar con tu lengua. La vibración de la garganta en los testículos es una sensación muy placentera. La raíz de la base del pene se encuentra en la parte interior del saco, si exploras con tus manos en  la parte más profunda del saco, sentirás que el pene continúa internamente, puedes también masajear con tus dedos o con tu lengua, esta parte del pene causa intensas sensaciones y están escondidas en la raíz del pene.

EL PERINEO

Es el área entre el escroto y el ano. Hay muchas terminaciones nerviosas y responde muy bien esta zona a un masaje suave, especialmente si usas algún aceite o lubricante. Cuando el hombre está por alcanzar el orgasmo, trate de masajear el perineo de una forma vigorosa, de adelante hacia atrás, esto le causara un placer adicional.

EL ANO

El ano tiene terminaciones nerviosas muy sensitivas, cuando es tocado con una presión ligera genera excitación para la mayoría de los hombres. Si deseas introducirle un juguete o el dedo a través del ano para estimular los esfínteres interior y exterior, hazlo pero con bastante lubricante. No se debe de sentir dolor si se introduce el dedo o un juguete, el hombre debe de estar relajado y con el dedo dentro del ano puedes masajear los esfínteres y este movimiento es muy placentero. Paralelamente puedes estar dándole un felatio (chupándole el pene) para darle más placer en este momento.

La región anal para muchos hombres puede ser sorprendente por las sensaciones de placer que le puede dar. Estimulando el ano de una manera adecuada se puede crear un proceso de sentimientos muy intensos de placer en todo el cuerpo, combinando con estimulación del pene. El hombre debe de estar relajado usando respiraciones profundas, para poder disfrutar de las sensaciones de placer. Si se desea profundizar la penetración con el dedo se podrá tocar la próstata para poder dar un masaje de próstata y causar sensaciones de placer y orgasmo nunca antes experimentadas por el hombre. Hay muchos hombres heterosexuales que tienen problemas que  su pareja le quiera meter el dedo por el ano para darle un masaje de placer en el ano o un masaje de próstata para poder hacerle tener un orgasmo con eyaculación diferente, pensando que pueden empezar a tener inclinaciones homosexuales. El hecho de que el hombre disfrute el tacto del ano o un masaje prostático no significa que tenga inclinaciones homosexuales, la homosexualidad es mucho más que sentir placer por el ano, la homosexualidad es la atracción física, mental, y emocional entre dos hombres.

LA PROSTATA

La próstata se encuentra en la parte superior frontal del ano, esta glándula produce el semen en el hombre. La próstata se puede estimular por la parte exterior del cuerpo a través del perineo o presionando fuertemente sobre el ano (sin introducir el dedo). La otra forma de estimular la próstata es introduciendo el dedo por el ano y masajear la próstata a través de la pared frontal del ano. El masaje hace que salga fluido de la próstata por la uretra hacia el exterior mientras se tiene placer. Un orgasmo exclusivo con la próstata  es muy diferente a un orgasmo producido por el pene. Cuando usas tus dedos para dar un masaje de próstata, puedes usar un guante de látex, mucho lubricante y mantén siempre tus uñas muy recortadas y sin filos.

LAS NALGAS

Las nalgas son una zona erógena en los hombres. Mueve tus dedos hacia arriba y hacia abajo por las nalgas desde la altura de la espina dorsal hasta que empieza la pierna, dale un masaje lento pero profundo, tratando de sentir los músculos de las nalgas, cubre toda la nalga e incluso la parte interior de la nalga cerca al ano.  Usa las yemas de los dedos o toda la palma de las manos. Puedes usar un poco de lubricante o aceite.

LOS MUSLOS

zonas-erogenas-hombre-7La parte interior de los muslos siempre da un gran placer al hombre y es una zona un poco olvidada por las mujeres. Pasa tu cabello por esta zona, tus labios, tu lengua y tus dedos. Cuando esta zona es tocada con pasión, tu pareja te estará rogando para que subas a tocarle o besarle el pene, pero no sucumbas ante este pedido sigue en esta zona para incrementar su excitación. Puedes usarlo como una pausa entre momentos de gran excitación por haber estado jugando con su pene y tu pareja está a punto de llegar al orgasmo, puedes parar y dirigirte a la parte interior de los muslos, para hacer reducir las ganas de eyacular pero no disminuir las sensaciones de placer.

CMC. 241007

Documento en formato pdf